x

McGyver Motoquero

[edgtf_separator type=”normal” position=”center” color=”rgba(255,255,255,0.01)” top_margin=”27″ bottom_margin=”0″]

Misión Escape

Hoy te contemos la historia de este francés que para escapar de un desierto en Marruecos no tuvo otra opción que armarse su propia moto. Luego de 20 años, su historia se volvió viral.

Todo iba bien hasta que…

Emile Leray, de 62 años y electricista, tuvo un incidente al encontrarse un control caminero que no lo dejaba pasar, por lo que decidió mandarse por una ruta alternativa, pedregosa e irregular, lo que casi sella su destino para siempre. Se encontraba en el suroeste de Marruecos, en la zona de Tan-Tan, cuando chocó su Citroën y le rompió el eje delantero.

 163

Emile decidió que con los víveres que contaba no iba a poder llegar al pueblo más cercano, a decenas de kilómetros, con lo cual fraguó un plan macabro – convertir su Citroën en moto. Con un par de herramientas básicas, el McGyver francés avanzó a paso seguro, usando la carcasa de su auto como escudo contra las tormentas de arena.

Entre las particularidades de su moto, podemos mencionar que Emile tuvo que invertir la transmisión y manejó todo el tiempo “en reversa” pero hacia adelante. La moto pudo tener espacio para un tanque de nafta y baterías.

Cuenta la anécdota que, cuando finalmente llegó al pueblo, los policías lo detuvieron por estar usando una moto con chapa patente de auto. Guionistas del mundo, para cuando la peli?

 163

SHARE THIS STORY

Publicar / Mostrar comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

El lugar donde se reúnen la infinita sensación de andar en moto: la libertad, el saber que podés, llegar donde querés... Y tambien las noticias, las cosas que debemos saber, las nuevas normativas y leyes; todo confluye en este blog que espera que te sumes, que opines, que compartas.

Empecemos este viaje juntos, con el viento en la cara.

¡Te suscribiste exitosamente!